Envío Digital
 

Revista Envío
Edificio Nitlapán,
2do. piso
Universidad Centroamericana
UCA

Apartado A-194
Managua, Nicaragua

Teléfono:
(505) 22782557

Fax:
(505) 22781402

Email:
info@envio.org.ni

Universidad Centroamericana - UCA  
  Número 145 | Enero 1994
Inicio Escribanos Archivo Suscribase

Anuncio

Estados Unidos

Clinton mira hacia Asia Oriental

Estados Unidos prioriza el comercio con Asia Oriental y subordina sus relaciones con América Latina- incluído el TLC- a esa prioridad. Las relaciones con China dominarán pronto las relaciones económicas mundiales.

Robert Stark

Estos apuntes -algo esquemáticos- sobre la política de Estados Unidos, tienen implicaciones a la hora de pensar la inserción de Centroamérica en la economía global.

Una "revolución silenciosa" en Asia Oriental

- La nueva correlación de fuerzas en la economía mundial ha cambiado las prioridades de la política exterior de Estados Unidos.

- Asia Oriental es hoy el centro de mayor crecimiento económico en el mundo y el nuevo objetivo de la política exterior de Estados Unidos. En esta región ha ocurrido el más acelerado crecimiento del ingreso personal en toda la historia del mundo. El Banco Mundial llama a este fenómeno "la revolución silenciosa". Desde 1970, la población de esta región ha crecido en un 40%. Sin embargo, la población que vive bajo la línea de pobreza se ha reducido de un 30% a un 10%. Lo contrario de lo que ocurre en el resto del mundo, desarrollado o no.

- En la década de los 90, 1 mil millones de asiáticos dejarán de ser pobres y tendrán ingresos propios de la clase media. 400 millones de ellos tendrán ingresos iguales o superiores a los de la clase media de cualquier país occidental.

- Asia Oriental es la única región del mundo donde se está dando desde hace 20 años crecimiento económico con crecimiento del empleo. En todos los países del mundo, industrializados y no industrializados, no ha sucedido así: donde hay crecimiento, crece el desempleo.

- Asia Oriental es la región con mayor producción de capital en todo el mundo. El conjunto de los países de la región - exceptuando Japón- cuenta con 250 mil millones de dólares en reservas, una cantidad tres veces superior a la de las reservas de Japón, el país individual con más reservas del mundo a causa de sus altas tasas de ahorro.

- Asia Oriental es la región con las bolsas más exitosas del mundo. Las tasas de ganancias en Indonesia son de 88%, en Hong Kong de 77%, en Tailandia de 53%, en Malasia de 49%. En América Latina son de 35% y en Estados Unidos de 14%.

China: el gigante regional

El ejemplo más notable en la región es China comunista, que tiene un crecimiento anual de entre 12-14%. En 20 años, 200 millones de chinos entraron a engrosar la clase media. La tasa de ahorro es de 40%. De continuar este proceso, para el año 2010 la economía china será 5 veces mayor de lo que es ahora. El puerto de Shangai comercia diariamente 700 millones de dólares. China es el gigante de la región y para el año 2000 será la segunda economía del mundo. Las relaciones con China van a dominar pronto las relaciones económicas mundiales.

Estas realidades marcan hoy toda la política exterior de Clinton. El Tratado de Libre Comercio (TLC) entre Canadá-Estados Unidos-México tiene 371 millones de consumidores y controla el 18% del comercio mundial. La APEC(Asociación de Cooperación Económica del Pacífico Asiático) tiene 2 mil millones de consumidores y controla el 40% del comercio mundial. Por eso se hablaba de un "triple play" (TLC-APEC-GATT) como la gran prioridad de la política exterior de Clinton. El Banco Mundial afirma que Asia Oriental y América Latina son las dos regiones del mundo en las que habrá el mayor crecimiento económico en los 90. La política comercial de Estados Unidos busca orientarse hacia estas regiones, aunque priorizando Asia y subordinando a América Latina a esa prioridad.

Desempleo: el problema

La preocupación central de la administración Clinton es la reelección de William Clinton en 1996.

A pesar de que cuenta con más de 50% de popularidad, Clinton es muy vulnerable. No tiene base. Lo respalda menos del 40% de su propio partido y su esposa tiene más popularidad que él. Para su reelección en 1996 necesita mejorar sustancialmente la economía norteamericana. En 1993 el crecimiento se recuperó hasta en un 2.7%. Para 1993 se estima un crecimiento del 3%. La inflación continúa en un 3% y el desempleo en un 6%.

El desempleo es el gran problema. En 1993 se perdieron 600 mil empleos y entre 1991-92 sólo se crearon 2 millones de empleos, pocos en comparación con los 9 millones que fueron creados durante la última recuperación económica (1983-85). En 1993 sólo se crearán 1 millón 700 mil empleos y para el 94 se estima que se crearán casi los mismos: 1 millón 800 mil. A pesar de perder el apoyo de los sindicatos, Clinton ha ganado el apoyo y el aval de las corporaciones por su política respecto al TLC, al GATT y a China.

La estrategia económica de Clinton prioriza la palanca del consumismo y del fomento de la demanda interna para mantener la recuperación económica en 1994 y la recuperación respecto a Europa y Japón en 1995-96. Pero a la par, tiene que profundizar sus vínculos con Asia Oriental y expandir su control en algunos mercados importantes: semiconductores, telecomunicaciones y "carreteras de información". Del TLC pueden resultar 200 mil nuevos empleos. Pero las prioridades son otras: el aumento de sólo un 1% en el comercio EEUU - Asia Oriental significaría 1 millón de nuevos trabajos. La firma del GATT podría significar también 1 millón de empleos nuevos en Estados Unidos.

Agendas de Clinton

- La agenda inmediata de Clinton es resolver problemas internos:salud, criminalidad y empleo. Su agenda de política exterior tiene 3 objetivos.

1) El GATT (Se firma el 15 abril/94 y el voto en el Congreso será en junio o en noviembre, dependiendo de la oposición popular en conexión con las elecciones para congresistas de 1994).

2) El debate en mayo sobre China y su estatus de "país privilegiado".

3) Las negociaciones económicas con Japón, que llenarán todo el año. Las economías de Japón y Estados Unidos están más vinculadas que nunca, y por eso la recesión de una afecta mucho a la otra.

- Con todos los demás países y frente a todos los grandes problemas de política exterior o conflictos internacionales no se piensa en hacer cambios. El único objetivo es evitar explosiones que exijan la participación norteamericana. Las problemáticas de Rusia, Corea, Bosnia, Medio Oriente, Caribe (Haití y Cuba) se juzgan desde estas ópticas: evitar el agravamiento de las crisis, aunque sea difícil y quizás hasta imposible el lograrlo. Clinton quiere concentrarse en los asuntos de política exterior que tengan acento económico. Sin embargo, para ser reelegido, una amenaza externa podría darle justificación para aumentar el presupuesto militar y así crear empleos, sobre todo en California, estado clave para su reelección y muy afectado por los recortes del presupuesto militar. California es también el estado que podría ganar más con un aumento del comercio con Asia Oriental y con los países latinoamericanos con costas en el Pacífico.

TLC-Centroamérica

- No hay aún en Estados Unidos un gran impacto económico como fruto del TLC. Sólo el 51% de los empresarios cree que el TLC va a tener impacto sobre su empresa. El 48% afirma que no va a tener ninguno. Pero el TLC tuvo ya dos efectos negativos, con serias implicaciones en el futuro de Centroamérica.

1) El acuerdo sobre los servicios financieros del TLC es mucho más profundo que el acuerdo del GATT y para el año 2000 no habrá obstáculos a los servicios financieros de Estados Unidos en México. Este era uno de los objetivos más importantes para Estados Unidos en el TLC.

2) No existen ya posibilidades de vincular derechos humanos con comercio: el TLC ha creado el precedente de excluir el tema de los derechos humanos de los acuerdos comerciales.

- Como resultado del TLC y de la nueva correlación de fuerzas en la economía mundial, los países centroamericanos que tenían algunas ventajas comerciales en la Iniciativa de la Cuenca del Caribe van a buscar paridad con el TLC a través de una nueva legislación, que se planteará en el Congreso norteamericano en 1994. De aprobarse, la ayuda de la AID para Centroamérica se reduciría más y más en los próximos años. (Se habla de cambios positivos en la "filosofía" de AID, pero hasta el momento no se ven).

Dos triángulos

- Estados Unidos va a continuar tratando de integrar al TLC a otros países latinoamericanos con costas en el Pacífico que tengan economías fuertes -Chile el primero y tal vez los países centroamericanos en conjunto si mantienen un crecimiento económico-. Con ellos, Estados Unidos tendrá un bloque de presión dentro de la APEC, donde está el mercado más dinámico del mundo y el que más le interesa. La integración económica de las Américas es para Clinton parte de su estrategia para incrementar el comercio de Estados Unidos con Asia Oriental.

- En Centroamérica nos urge estudiar los procesos de integración económica de Asia Oriental. Existen dos "triángulos comerciales" comparables en las Américas y en Asia Oriental. Uno es EEUU-México-Centro-américa-4 (Guatemala, Honduras, El Salvador, Nicaragua). El otro, Japón-Tailandia-Indochina (Burma, Laos, Cambodia, Vietnam). Los países periféricos de estos dos "triángulos" (Centroamérica-4 e Indochina) han sufrido obstáculos semejantes para el desarrollo sostenible (infraestructura dañada por décadas de guerra y desastres naturales) y las dos regiones están involucradas en esfuerzos de crecimiento económico a partir de las exportaciones y la integración regional con resultados ambiguos (ambas regiones tienen PIBs nacionales altos pero PIBs per cápita bajos).

- Se pueden comparar también los países: Guatemala y Burma tienen las economías y poblaciones indígenas mas grandes en sus regiones. El Salvador y Cambodia acaban de terminar guerras civiles negociadas con la mediación de la ONU. Honduras y Laos fueron plataformas para guerras encubiertas en los países vecinos. Nicaragua y Vietnam sufrieron embargos y viven transiciones de políticas socialistas a políticas capitalistas. México y Tailandia promueven procesos por la paz y la integración regional. Estados Unidos y Japón dominan sus regiones con estilos muy distintos. Se puede aprender mucho de estas comparaciones para encontrar caminos, desafíos y alternativas.

Imprimir texto   

Enviar texto

Arriba
 
 
<< Nro. anterior   Nro. siguiente >>

En este mismo numero:

Nicaragua
Nuevo escenario político (¿... y el económico?)

El Salvador
A las puertas de "las elecciones del siglo"

Guatemala
Este país es un coctel molotov

Honduras
Reina: "No prometo ríos de leche y miel"

Panamá
El caldero electoral está hirviendo

Estados Unidos
Clinton mira hacia Asia Oriental

Centroamérica
La alternativa: integración desde abajo

Nicaragua
Noticias del mes
Envío Revista mensual de análisis de Nicaragua y Centroamérica
GüeGüe: Hospedaje y Desarrollo Web