Envío Digital
 

Revista Envío
Edificio Nitlapán,
2do. piso
Universidad Centroamericana
UCA

Apartado A-194
Managua, Nicaragua

Teléfono:
(505) 22782557

Fax:
(505) 22781402

Email:
info@envio.org.ni

Universidad Centroamericana - UCA  
  Número 1 | Junio 1981
Inicio Escribanos Archivo Suscribase

Anuncio

Nicaragua

Conflicto Iglesia-Estado por Sacerdotes-Ministros: Breve cronología

Muchas cosas se hablan de Nicaragua en el exterior. Una de las más comentadas es el conflicto entre la Iglesia católica y el Estado revolucionario por razón de la participación en el gobierno revolucionario de cuatro sacerdotes, tres de ellos con cargo de Ministros del Gabinete de gobierno. He aquí una cronología de este conflicto.

Equipo Envío

Obispos impiden regreso de religiosa comprometida con el pueblo de Nicaragua

Ha causado pesar en Ciudad Sandino y en Managua la prohibición para que vuelva a Nicaragua la Hermana Pilar Castellanos, Franciscana. La Hermana Pilar había viajado a España para estar presente a las Bodas de Oro de matrimonio de sus padres. La semana pasada su Superiora General recibió dos llamadas telefónicas. Una venía de Mons. Leovigildo López Fitoria, Obispo de Granada, y encargado de Educación, y la otra de Mons. Bosco Vivas, Vicario General de Mons. Obando en Managua. En ambas se le prohibía el trabajo en Nicaragua.

La Hermana Pilar es la Superiora de la comunidad franciscana que trabaja en el Colegio "Roberto Clemente" de Ciudad Sandino, populoso barrio de más de 50 mil habitantes de clase pobre, en las afueras de Managua. En tiempos de la insurrección fue un gran apoyo para los muchachos sandinistas ocultándolos, curando sus heridas o transportándolos en la camioneta del Colegio. Reanudadas las clases, con buses viejos para aulas, hizo posible que la población escolar del "Roberto Clemente" llegara a 2 mil muchachos. Durante la Cruzada Nacional de Alfabetización dirigió a 275 alumnos diseminados en más de veinte lugares del país, contribuyendo grandemente a que estuvieran a la cabeza en cuanto a rendimiento y conducta.

Muchos cristianos ven en esta prohibición al regreso de la Hermana Pilar un acto más de la Campaña que el CELAM por medio de los Obispos está realizando para descabezar y frenar toda tendencia de una Iglesia nueva en Centroamérica.

19 enero 1980: Sacerdotes-Ministros piden diálogo a los Obispos

Los tres sacerdotes que tienen cargos de ministro en el Gobierno sandinista, Miguel D´Escoto, Edgar Parrales y Ernesto Cardenal, solicitaron a la Conferencia Episcopal de Nicaragua un nuevo diálogo para dilucidar su permanencia en los cargos públicos.

26 enero 1980: Diálogo con los Obispos

Los miembros de la Conferencia Episcopal sostuvieron diálogo con dos de los sacerdotes funcionarios del Gobierno sandinista, los padres Miguel D'Escoto, Ministro de Relaciones Exteriores y Ernesto Cardenal, Ministro de Cultura. Con el P. Edgar Parrales, Ministro de Bienestar Social, no pudieron conversar por hallarse fuera del país. Se le comunicó a los sacerdotes que había terminado el plazo para seguir participando en el Gobierno. El obispo de Matagalpa Monseñor Julián Barni manifestó que había ofrecido sus servicios para conseguir del Papa una prórroga.

31 enero 1980: D'Escoto explica charla con Obispos

"No podemos hablar de plazos. Lo único que sabemos es que fuimos recibidos por los Obispos, escucharon nuestras razones, y ahora esperamos lo que ellos decidan, y el posterior trámite que hagan para que en Roma les confirmen su decisión. Hemos sido llamados por el Gobierno en una situación de emergencia no sólo en el aspecto económico sino en una obvia falta de cuadros a nivel de dirigencia. Nosotros pedimos un permiso para continuar, que de ninguna manera violenta la naturaleza de nuestra ordenación sacerdotal.... Reconocemos el carácter extraordinario del cargo que actualmente, y en forma transitoria, ejercemos dentro del Gobierno. Ésta obedece fundamentalmente a la situación de emergencia que atraviesa el país... Y no podemos escudarnos en nuestra ordenación sacerdotal para eludir el deber de todo buen ciudadano en una situación de emergencia nacional. Y todo cristiano debe de ser un buen ciudadano".

28 abril 1980: Carta de intelectuales católicos de Francia a los sacerdotes que trabajan en el Gobierno

"Nosotros, cristianos de Francia, creemos que la presencia de ustedes en el Gobierno es muy importante, no sólo como políticos, sino también como cristianos, porque ustedes son, junto con el pueblo nicaragüense, autores de una revolución innovadora que rechaza al dogmatismo”

13 mayo 1980: Comunicado de los Obispos

"Consideramos que, habiendo transcurrido las circunstancias de excepción, laicos cristianos pueden desempeñar con no menor eficacia los cargos públicos que actualmente están desempeñando algunos sacerdotes". Con estas palabras los Obispos de Nicaragua pidieron la renuncia de los tres sacerdotes que trabajan en puestos del Gobierno.

20 mayo 1980: Comunicado de los Sacerdotes que trabajan en el Gobierno

"Hacemos saber a nuestros hermanos en la Fe cristiana que nos encontramos dialogando con nuestros pastores, los Obispos, sobre el contenido de su orientación pastoral... Nuestra fidelidad a la Iglesia y nuestra fidelidad a los pobres no pueden estar en contradicción".

20 octubre 1980: Declaración de la misión especial del Gobierno de Nicaragua que visitó el Vaticano

"Nuestra misión -afirmó el Presidente de la Corte Suprema de Justicia- fue exponer al Vaticano la situación de Nicaragua y la opinión del Gobierno sobre la misma. Entiendo que con respecto a los sacerdotes que están en el Gobierno son los Obispos los que tienen que resolver sobre su situación tomando en consideración cada caso en particular..."

23 octubre 1980: Declaración del Ministro de la Vivienda

"El que sacerdotes estén ocupando puestos en el Estado no corresponde resolverlo al Vaticano, sino a los Obispos de Nicaragua, nos dijo el Secretario de Estado de la Santa Sede Cardenal Casaroli", manifestó Miguel Ernesto Vijil, Ministro de la Vivienda, quien integró la delegación del Gobierno de Nicaragua que visitó el Vaticano en una misión especial del gobierno de Nicaragua. "El Cardenal Casaroli nos ofrecía transmitir a los Obispos de nuestro país que esta situación se resolviera tomando en consideración que en Nicaragua ni remotamente ha terminado la situación de emergencia. Como cristiano que soy, espero que dentro de las orientaciones emitidas por el Cardenal Casaroli actúen los Obispos de Nicaragua y no se cree ningún conflicto innecesario".



Imprimir texto   

Enviar texto

Arriba
 
 
<< Nro. anterior   Nro. siguiente >>

En este mismo numero:

Nicaragua
Presentación de la Revista

Nicaragua
Conflicto Iglesia-Estado por Sacerdotes-Ministros: Breve cronología

Nicaragua
La descapitalización: de mecanismo económico a política desestabilizadora
Envío Revista mensual de análisis de Nicaragua y Centroamérica
GüeGüe: Hospedaje y Desarrollo Web