Envío Digital
 

Revista Envío
Edificio Nitlapán,
2do. piso
Universidad Centroamericana
UCA

Apartado A-194
Managua, Nicaragua

Teléfono:
(505) 22782557

Fax:
(505) 22781402

Email:
info@envio.org.ni

Universidad Centroamericana - UCA  
  Número 12 | Junio 1982
Inicio Escribanos Archivo Suscribase

Anuncio

Nicaragua

El Movimiento sindical nicaragüense

¿Cómo es el movimiento obrero nicaragüense, cuáles son las organizaciones sindicales y cómo se ubican en la actual situación económica del país?

Equipo Envío

Estructura laboral y sindical en la Nicaragua actual

Según últimos datos disponibles (al 30/6/80), Nicaragua tiene una población de 2.732.520 habitantes de los cuales 863.925 constituyen la población económicamente activa (Fuente: Indicadores Socio-Económicos 1970-1980, Instituto Nacional de Estadísticas y Censos, INEC, julio 1981). De esta población hay una tasa de desocupación del 17.5% (Fuente: Programa económico de austeridad y eficiencia 81).

Cuadro 1


Estas cifras nos confirman la importancia fundamental del sector agropecuario. Ocupa más del triple de las personas dedicadas al otro sector productivo (el industrial) y un 66% de todos los otros sectores juntos.

Los sectores Industria y construcción donde están ocupados la mayoría de los obreros en su sentido propiamente dicho son el más pequeño de todos. Observemos ahora el nivel de sindicalización, primero tomándolo en su totalidad:

Cuadro 2


Notas:


1.- Los 138 sindicatos de Julio 1979 son sindicatos que han sido reactivados después del triunfo. Existían antes de la Revolución y siguen ahora trabajando. En tiempo de la insurrección desaparecieron una parte de sindicatos, otros se fusionaron. No hay datos exactos al respecto.

2.- En cuanto al total de sindicatos y afiliados a marzo de 1982, se incluye sólo los que tienen personalidad jurídica. En el Ministerio del Trabajo se estima que hay unos 130 sindicatos más, la mayoría pequeños, muchos de ellos de hacienda, pero que no están contabilizados porque no tienen personalidad jurídica.

Lo primero que llama la atención analizando este cuadro, el gran aumento de sindicatos y trabajadores afiliados después de julio de 1979. Este aumento, ha sido, por otra parte, bastante regular. Entre agosto de 1979 y diciembre de 1980 hubo un promedio mensual de 26 sindicatos nuevos inscritos. De enero a junio de 1981 el promedio fue de 63, y de julio del 81 a diciembre del mismo año el promedio mensual fue de 31 sindicatos.

Es significativo también analizar la distribución de sindicatos y afiliados según el sector económico al que pertenecen. Contamos para ello solamente con los datos entre Agosto de 1979 y marzo de 1982.

Cuadro 3


Nuevamente encontramos la tendencia descrita anteriormente en el sentido en que la mayor parte de sindicatos y de trabajadores sindicalizados están en el sector agrícola. (ver cuadro 1).

La comparación de los cuadros 3 y 1, no nos permitirá sacar el porcentaje de la sindicalización en cada sector, porque:

1) En el cuadro 1 se mencionan todas las personas ocupadas en un sector económico (trabajadores, propietarios, técnicos, profesionales, etc.). Mientras en el cuadro 3 sólo hacemos referencia a los trabajadores.

2) Se mencionan en el cuadro 1 los ocupados en el año 1980, mientras que en el cuadro 3 sólo se hace mención a los nuevos sindicatos a partir de agosto de 1979.

La comparación de los cuadros 3 y 1 nos permitirá observar que si bien el sector industrial a nivel ocupacional está entre los mas reducidos, a nivel de sindicalización lo encontramos en segundo lugar, delante de otros sectores económicos (servicios, comercio) mucho más grandes.

En cuanto al tamaño de los sindicatos, analizando en el cuadro anterior las cantidades de sindicatos y afiliados, veremos que en Nicaragua prevalecen los sindicatos pequeños.

Como información complementaria diremos que el tipo de sindicato que prevalece en Nicaragua es el de Empresa, que está formado por trabajadores de varias profesiones o especialidades que prestan sus servicios en una misma empresa. Este tipo de sindicatos comprende el 4/5 del total de sindicatos y trabajadores afiliados.

Breve presentación de las centrales sindicales de Nicaragua

A. Central General del trabajo (independiente) GGT (i)

Datos extractados de una entrevista realizada con el Secretario General, Carlos Salgado Membreño.

Fecha de creación: 1963

Relaciones políticas-sindicales: fue creada por el Partido Socialista Nicaragüense (PSN). Forma de la Coordinadora Sindical de Nicaragua.

Afiliación regional: CUSCA (Comité de Unidad Sindical de Centroamérica y Panamá).

Afiliación continental: CEPUSTAL (Congreso Permanente de Unidad Sindical de Trabajadores de América Latina); mundial: FSM (Federación Sindical Mundial) marxismo-leninismo. Es tarea prioritaria la unidad monopolítica del movimiento obrero en el marco del apoyo incondicional de la Revolución Popular Sandinista que es una revolución democrática, popular, anti-imperialista y agraria".

Dentro de la CGT (i) está afiliado el SCAAS (Sindicato de la Construcción) uno de los más numerosos y de historia más combativa de Nicaragua.

B. Central de Acción y Unidad Sindical (CAUS)

Datos extractados de una entrevista con Mario Betanco miembro del Comité Ejecutivo y representante de la CAUS al Consejo de Estado.

Fecha de creación: surgió en 1973 como Comité de Acción y Unidad Sindical. Al comenzar a organizar sindicatos se transformó en 1976 en Central Sindical.

Relaciones Políticas-Sindicales: creada por el Partido Comunista de Nicaragua (PC de N) al cual pertenecen algunos de sus dirigentes y afiliados. Forma parte de la Coordinadora Sindical de Nicaragua.

Afiliación regional, continental, mundial: no tiene. Mantiene relaciones fraternas con movimientos sindicales revolucionarios.

Su propia definición: "Central clasista del proletariado nicaragüense, con una corriente interna predominante que es marxista-leninista. Defendemos el gobierno pero luchamos contra ciertas tendencias dentro del gobierno que afectan los intereses obreros, tales como la corrupción, el burocratismo, etc.".

C. Central Sandinista de Trabajadores (CST)

Datos extractados de una entrevista realizada con Francisco Gonzalez, responsible de Relaciones Internacionales de la CST.

Fecha de creación: 26 de julio de 1979

Relaciones políticas-sindicales: Reconoce al Frente Sandinsita de Liberación Nacional como vanguardia indiscutible del proceso revolucionario nicaragüense. Ha impulsado primero la creación de la Intersindical (alianza con la CAUS y la GGT (i) y motor principal de la creación de la Coordinadora Sindical de Nicaragua.

Afiliación regional: Impulsa a nivel regional la CUSCA (Central de Unidad Sindical de Centroamérica). A nivel continental mantiene relaciones fraternas con la CEPUSTAL (Congreso Permanente de Unidad Sindical de Trabajadores de América Latina. A nivel mundial está afiliada a la FSM (Federación Sindical Mundial).

Su propia definición: "Central clasista, dispuesta a resolver los problemas tácticos y estratégicos de los trabajadores de Nicaragua. Su base principal es el apoyo irrestricto a la revolución sandinista. Sustenta los principios de: internacionalismo sindical, cooperación internacional, internacionalismo proletario. Concibe la participación política de la clase obrera como elemento fundamental dentro del nuevo marco de política clasista del Estado revolucionario".

D. Central de Trabajadores de Nicaragua (CTN)

Datos extractados de una entrevista con Alfredo WOO y Donald Espinoza, del departamento de Informaciones de la CTN y de varios documentos consultados.

Fecha de creación: 6 de septiembre de 1972, si bien existía desde 1962 como MOSAN (Movimiento Sindical Autónomo de Nicragua de inspiración cristiana)

Relaciones políticas-sindicales: se define como Central Independiente de todo partido político y de toda religión.Forma parte de la opositora Coordinadora democrática "Ramiro Sacasa". En esa coalición participa conla CUS (CUS) y los partidos: social Cristiano, Social Demócrata y el Conservador Demócrata.

Afiliación regioonal: CCT (Confederación Centroamericana de Trabajadores). A nivel continental a la CLAT (Central Latinoamericana de Trabajadores) y a nivel mundial está afiliada a la CMT (Confederación Mundial del Trabajo).

Su propia definición: se define como "La única central autónoma e independiente de la clase obrera nicaraguense. Independiente con respecto a partidos, gobiernos e instituciones. Busca la construcción de una sociedad que sea cristiana, humanista, nacionalisata, democrática, igualitaria y pluralista" (Extractado de: CTN, conclusiones y aportes de los trabajadores en saludo al Primero de Mayo de 1980).

E. Confederación de Unificación Sindical (CUS)

Extracto de una entrevista con José Espinoza, Secretario Político y Representante de la CUS en el Consejo de Estado.

Fecha de creación: en el congreso del 6 y 7 de abril de 1972.

Relaciones políticas-sindicales: forma parte de la Coordinadora Democrática "Ramiro Sacasa". Estuvo en el Congreso Constitutivo de la Coordinadora Sindical de Nicaragua pero se retiró poco tiempo después. Disiente de esta coordinadora en dos o tres puntos básicos "que pueden ser discutidos y resueltos"

Afiliación regional: CTCA (Confederación de Trabajadores Centroamericanos, que es el organismo regional de la ORIT (Organización Regional Interamericano de trabajadores. Se ubica dentro de la CIOSL (Confederación Internacional de Organizaciones Sindicales Libres).

Su propia definición: "Central obrera independiente de cualquier partido político y que sustenta como filosofía ideológica la SOCIALDEMOCRACIA".

Otros sindicatos

Para completar el cuadro sindical debemos mencionar a FETSALUD (Federación de sindicatos de la salud) y ANDEN (Asociación de Educadores de Nicaragua). Ninguna de las dos son centrales pero son Federaciones Sindicales de importancia cuantitativa en el país. Ambas tienen dirigentes de orientación sandinista.

Es importante mencionar como estructura de coordinación de gran parte de los trabajadores de Nicaragua a la Coordinadora Sindical de Nicaragua (CSN). Esta fue creada en noviembre de 1980 y está constituida por: ATC (Asociación de Trabajadores del Campo), CST, GGT (i), CAUS, ANDEN, FETSALUD, Frente Obrero (FO) y UPN (Unión Nacional de Periodistas).

Durante 1981 hubo 39.238 nuevos afiliados en Nicaragua. El 96.9% de ellos pertenecen a organizaciones de la CSN (CST: 25% ATC: 68%) Sólo el 3.9% de los nuevos afiliados pertenecen a las 2 organizaciones que no están en la Coordinadora (es decir a la CUS y a la CTN.

Cuadro 4


Observaciones:

Estos datos no se corresponden con los que, en número de afiliados, nos dieron las Centrales Sindicales (La CTN nos dio la cifra de 65,000 afiliados a esa Central, la CGT (i) nos dio 20,000 y la CUS 20,000).

Es necesario explicar que en algunos casos estas diferencias de cifras se deben a que dentro de algunas centrales sindicales hay sindicatos pequeños que no tienen la personalidad jurídica (reconocimiento oficial). Pero esto no justifica diferencias tan inmensas que pensamos se deben al deseo de demostrar mayor poder sindical del que tienen.


Cuadro 5


Cuadro 6



Entrevista con Carlos Salgado Membreño, Secretario General de la CGT (I) Central General el Trabajo-Independiente

PREGUNTA:Según la CGT (i), ¿la economía mixta que implementa el gobierno nicaragüense está acorde con las definiciones programáticas de esta revolución?

R: La economía mixta, si se quiere, está determinada por el carácter de la revolución nicaraguense. Una revolución democrática, popular, agraria y anti-imperialista que se proponía la realización de una serie de objetivos que ni la burguesía nicaragüense ni el somocismo estaban posibilitados de realizar por sus posiciones de sometimiento con respecto a los dictados del imperialismo norteamericano. La revolución del 19 de julio determina tres tipos de propiedad: la propiedad que se creó con las empresas expropiadas a Somoza y a los somocistas que se denomina ahora APP (área propiedad del pueblo); la propiedad mixta y por último la propiedad privada. Estas tres formas de propiedad indudablemente vienen a caracterizar una serie de acciones y determinaciones que tienen que llevar a la práctica el gobierno revolucionario nicaragüense.

PREGUNTA: ¿Encuentra alguna relación entre el proyecto de economía mixta y el pluralismo político en la actual Nicaragua? La CGT (i) como central obrera acepta esta "filosofía" de gobierno?

R: Consideramos que la economía mixta está determinando el pluralismo político que se está manifestando en nuestra revolución. Es decir que existiendo esas diferentes formas de propiedad es lógico pensar que diferentes sectores sociales con sus organizaciones políticas y sus posiciones ideológicas tienen que jugar un papel. Nosotros no lo estamos negando y reconocemos que es necesario en el período de transición la participación de todos los sectores sociales en el proyecto de reconstrucción nacional. Por eso es consecuente el hecho de reconocer que a través de este proyecto revolucionario se le deba dar participación a las diferentes corrientes políticas e ideológicas, porque no se pretende de ninguna manera llegar a anular la voluntad o el criterio de esos sectores sociales, sino más bien se está manifestando en las realizaciones políticas que está haciendo el gobierno de reconstrucción nacional que le está dando toda la participación necesaria. Por ejemplo en el Consejo de Estado, donde están representadas las diferentes corrientes políticas-ieológicas, partidos, etc.

PREGUNTA: Cuál es la principal observación o límite que la CGT (i) encuentra en la economía mixta como fundamento económico del actual gobierno.

R: La CGT (i) se ha manifestado en todo momento apoyando este proyecto de la economía mixta, el proyecto revolucionario, la participación de todos los sectores políticos e ideológicos en la vida nacional. Pero nosotros creemos que lo más importante, lo más decisivo, es que los trabajadores a través del desarrollo de ese proyecto revolucionario vayan teniendo una participación más efectiva en la gestión pública, en el proyecto revolucionario; que se vaya consolidando y desarrollando el área propiedad del pueblo. Consideramos que la economía mixta tienen que ser más por un período transitorio, ya que en un determinado momento vencerá la economía privada o el área propiedad del pueblo tendrá que desarrollarse y exponer su criterio y señalar el derrotero que debe llevar nuestra revolución popular sandinista... el rumbo que vaya a tomar nuestra revolución estará determinado por el desenlace de la competencia, si así lo podemos llamar, entre la propiedad APP (área propiedad del pueblo) y la propiedad privada.

PREGUNTA: ¿Cuál es el papel que deben jugar ahora los trabajadores en sus centros productivos?

R: Pensamos que la gestión de los trabajadores no debe ser simplemente conocer los problemas que tienen la empresa donde están trabajando, (de productividad, la cuestión del ahorro, la austeridad, sino de tener también participación en la decisión que a tomar la administración, porque sólo así, los trabajadores podrán asumir con mayor responsabilidad todo aquello que está en relación a la productividad y la producción. Y en eso hemos tenido algunos obstáculos, algunas actitudes de oposición de parte de instituciones del mismo Estado. Muchas veces las decisiones que toma la COIP (Corporación Industrial del Pueblo) o que toma la administración de las empresas del área propiedad del pueblo son indiscutibles, es decir son decisiones administrativas y en las decisiones administrativas los trabajadores no tienen ningún derecho a reclamar participación. Entonces, de ello se deriva, a veces, una actitud de rechazo de los trabajadores a esa posición ¿Por qué? porque los llaman a participar, a incorporarse realmente a la producción, pero a la hora que los trabajadores quieren señalar las fallas que se dan en la Administración, no tienen i voz ni voto. Cuando los trabajadores piden participación en la gestión administrativa es porque miran una serie de errores que se cometen ya que los técnicos no son infalibles.

Nos parece que el trabajo que está realizando la Central Sandinista de Trabajadores en relación a lograr la participación de los trabajadores en la gestión administrativa es consecuente, es correcta, inclusive nosotros hemos tenido serias conversaciones para aunar esfuerzos dentro de la Coordinadora Sindical para que se logre que aquí en Nicaragua, se legisle en relación a la participación de los trabajadores en la gestión administrativa".

Entrevista con Alfredo Woo y Donald Espinoza, miembros del departamento de información de la Central de Trabajadores de Nicaragua (CTN)

PREGUNTA: ¿Cuál es la concepción que tienen la CTN con respecto a la economía mixta que implementa el gobierno de Nicaragua como elemento principal de su concepción política-económica en esta etapa?

R: La posición que tenemos hoy es la misma que hemos ido adoptando siempre. Nuestro movimiento nació dentro del Movimiento obrero con una posición anti-capitalista, porque nosotros consideramos que el capitalismo a estas alturas no tiene cabida. Nosotros también establecemos que existe un capitalismo privado y un capitalismo de estado. Esa es una de las razones principales para oponerse a los proyectos marxistas que existen en el mundo y que en Nicaragua se han querido venir implementando.

Con respecto a la Economía mixta que supuestamente está funcionando en Nicaragua, nosotros pensamos que más que todo se ha dado un acuerdo entre el estado y la empresa privada (empresarios privados que existían en el somocismo y manejaban un gran capital).

Si nosotros mencionamos esto como economía mixta, como una solución para los problemas actuales de los trabajadores de Nicaragua, sería un gran error. A qué le llamaríamos economía mixta? Sería la cuestión obrera que se practica en Alemania o en los países de Europa ? Eso es lo que se quiere implementar? Bueno, si realmente eso fuera como proyecto para este país, creo que tendrían que haberse dado los primeros pasos. Aquí en Nicaragua no ha sucedido nada. Aquí en las empresas confiscadas, en las que totalmente han pasado a manos del Estado, el trabajador no ha dejado de ser trabajador, las condiciones de vida del trabajador se han mantenido igual como se establecían en el somocismo. Entonces nosotros creemos que la economía mixta como se ha venido implementando en el país, no es nada más que el pacto del capitalismo privado con el capitalismo de estado, y eso es lo que está funcionando en el país.

PREGUNTA: ¿Si la economía mixta no está resolviendo los problemas de los trabajadores, cuál sería la alternativa, en el plano económico?

R: La alternativa, la única alternativa, es que los trabajadores asuman la responsabilidad de dirigir la empresa en Nicaragua. Sólo así podremos salir del estancamiento económico en que nos encontramos. La empresa mixta no ha venido nada más que a desfavorecer a los trabajadores en el sentido que aunque fomente el trabajo, ese trabajo siempre se hace forzadamente, se los obliga prácticamente a trabajar muchas horas más después de sus horas normales de trabajo y esto deshumaniza a los trabajadores...

PREGUNTA: Es decir, ¿ustedes propugnan por una mayor participación de los trabajadores?

R: Creo que tendría que hacerse un trabajo encaminado a enseñarle a los trabajadores a administrar una empresa, dirigirla. Se ha dicho aquí que las empresas del estado son empresas del pueblo, son empresas supuestamente de los trabajadores, pero solamente de palabras. Los trabajadores no han dejado de ser el instrumento de producción... Nosotros pensamos que aquí lo que ha habido es nada más un cambio de patrón y esto no ha beneficiado en nada la cuestión. Creemos también que se debe ir definiendo ya el tipo de empresa que tiene que existir en el país. Estamos claros que se tendría que dar empresa mixta, también la estatal, la empresa familiar... y tiene que existir la empresa que llamamos autogetionada, o sea la empresa que es propiedad de los trabajadores..."

Entrevista con Francisco González, Responsable de Relaciones Internacionales de la Central Sandinista de Trabajadores (CST)

PREGUNTA: ¿Cuál es la concepción de la CST, en tanto que central obrera, acerca de la economía mixta como basamento principal del proyecto económico del gobierno nicaragüense?

R: La Central Sandinista desde sus posiciones de clase considera que la economía mixta en nuestro país, si está en manos de productores privados, de negociantes privados honestos, indiscutiblemente es provechosa y además necesaria, y justifica la economía mixta. Es decir, la CST no se plantea en ningún momento tareas y luchas contra la economía mixta, contra los empresarios que en este país quieren participar en el desarrollo económico y en la Reconstrucción de Nicaragua y apoyar este proceso en el marco del cumplimiento de las reivindicaciones de los trabajadores. Pero estaremos en contra de los empresarios que participen en la economía mixta y que utilicen estas estructuras, estas posibilidades para descapitalizar o desangrar el país o para oponerse a os intereses de los trabajadores. Sin embargo, la historia demuestra que hay muy poca disposición de la burguesía para actuar en el buen marco. Siempre hay interés de boicotear la economía y en ese sentido nosotros tampoco renunciamos a la beligerancia y seremos implacables contra todos los delitos económicos y en la medida que estos se produzcan nosotros estaremos siempre presionando para que esa empresa que está siendo mal administrada verdaderamente pase a manos del estado, porque sí creemos que en corto plazo el Estado será garante de la administración de la producción y de la propiedad en este país...

PREGUNTA: Es decir, ¿la tendencia tendría que ser un mayor proceso de estatización de ciertos medios de producción?

R: Esa es la tendencia. Nosotros no presionamos esa tendencia pero sí la presionamos en virtud de los desafueros de la burguesía. Si una empresa mixta, para ser más concretos, está siendo utilizada por el empresario para su bienestar personal exclusivamente o para descapitaliza o para crear problemas económicos, nosotros presionaremos para que este individuo sea nacionalizado. Pero si el empresario está aportando al desarrollo económico del país, a la reconstrucción, nosotros lo único que presionaremos es que cumpla con los convenios colectivos y con las reivindicaciones de los trabajadores.

PREGUNTA: ¿No hay una cierta oposición entre el esquema de economía mixta y el avance de la participación de los trabajadores de las empresas privadas?

R: Es correcto. En el capitalismo, la producción social es captada por una determinada clase o por un determinado grupo. Tradicionalmente ellos no han querido ser vigilados por los trabajadores. esta oposición va a existir por mucho tiempo, estamos claros... Pero esta oposición va a debilitarse en la medida en que los trabajadores afilen sus instrumentos de gestión. Cuando menos capacidad tenga el movimiento obrero para participar en los programas de producción en la programación del presupuesto, en la gestión administrativa, pues mayor capacidad tendrá el capitalista para oponerse y para "envolverlo" como decimos nosotros. Pero en la medida que el trabajador vaya conociendo todo este mecanismo es más fácil que se plantee programas de lucha y trabajo. La dirección sindical debe establecer el mecanismo fluido para que los trabajadores vayan participando mejor en la gestión de la administración.

No sólo en las empresas mixtas hay esta oposición. En la economía estatal hay a veces administradores con esquemas de este tipo, de oponerse a la participación de los trabajadores, por lo tanto no es asunto, en este caso, de la propiedad, sino de la concepción del administrador y de la capacidad del trabajador para demostrarle sea al empresario, al administrador o al director de la empresa, que el trabajador es capaz no sólo de gestionar sino que es capaz de hacer mejor la producción de su empresa.

Imprimir texto   

Enviar texto

Arriba
 
 
<< Nro. anterior   Nro. siguiente >>

En este mismo numero:

Nicaragua
Una realidad cada vez más compleja

Nicaragua
Algunos aspectos de la economía nicaragüense

Nicaragua
Entrevista con Reynaldo Antonio Téfel

Nicaragua
El Movimiento sindical nicaragüense

Nicaragua
SOS desastre nacional por las inundaciones en Nicaragua
Envío Revista mensual de análisis de Nicaragua y Centroamérica
GüeGüe: Hospedaje y Desarrollo Web